Friday, December 21, 2007

39. Chilean Cocaine in Barranco


Por qué no te comes un pastilla Halls y me lo chupas
¿Cómo? Menta fuerte en tu boca y después glup, glup ¿Ah? Es una técnica de felatio que usaba Flavia Ñunga de Mozambique, según me contó el geólogo. Historias de esos viajes a Africa en busca de Zinc o Niquel ¿Ah? La menta tiene un efecto adormecedor, tipo anestesia. Mira como se me pone la piel de gallinas. Depravado. Debería refregarte tu cosa con ají para que se lo metas a esa Flavia Ñunga o al geólogo. Ellos tuvieron un affaire en Africa, a 40 grados y sin agua. Que aromas. Flavia es una negra de un metro 80. Zulú. En las fotos aparece desnuda en una cama King. Parece una mantis religiosa. Nunca vi piernas como ésa. Se conocieron en una cacería springbock en Sudáfrica. Ella es odontóloga.
Un día se le rompió un preservativo dentro de otra negra. Kamikaze el gueón. La negra estaba infectada. En Africa el Sida es como los resfríos. Lo sé. Vi El Jardinero Fiel. El mismo director de Cidade de Deus. A mi me gustaba Cohete. A mí la imagen del pollo prófugo a mitad de la calle. Queda claro que los bandidos son los policías, además de Ze Pequeño.
Pobres negros. Pobres y oprimidos negros. Un mes estuvo con tratamiento. Dosis fuertes de retrovirales. Inyecciones. Según él, no quedó infectado ¿Tuviste sexo con el geólogo? No ¿Tú, claro, estuviste en un swinger con él, Montecinos y otros? Había preservativos. Había cocaína. Había lo que se consume en una orgía. Con cocaína no se puede tirar. Llenaban mi ombligo de cocaína. Parecía un pastel. A Montecinos le saltaba el pómulo. Duros ¿Tu también? Nunca me gustó esa cochinada. Quedar duro como piedra, como imbécil, para qué.
¿Recuerdas a Sean Penn en Carlito’s Way -o Charlie, Carlangas, Calilo, Carlitos-? Sí. Era una abogado cocainómano. Hablaba como tragando, como masticando. Tenía la cocaína pegada en la garganta. Hablas como si te gustara la coca. No te importa. Recuerdo que fue en Barranco, hace años, después de beber varios pisco Tacama, en un bar frente a la plaza. Chile le había ganado 3 a 1 a Brasil, por las eliminatorias para el Mundial de Corea-Japón. Tus compatriotas me felicitaron aunque por mi espalda habrán dicho: mapochino de la concharesudamdre. Tipically. Salí del local, me senté en la plaza y después me metí a un boliche tipo lounge donde había un chileno. Esnifiamos y luego seguí con él, en una discoteca tipo casino bajo un edificio en Miraflores y terminé con dos putas en un edificio antiguo, también en Miraflores. Perdí como mil dólares ¿Esa fue tu experiencia más extrema con la cocaína? El chileno de mierda me cagó con la plata, me vendió después harina ¿Qué se siente que esnifeen en el ombligo? Cosquilla. Creo que mi cuerpo es una plataforma.

1 comment:

Gabriela said...

Vaya experiencias supremas con la cocaína. Mucho revuelo chilenito...

Un abrazo. Aún no el navideño.